Separador esp | cat
AE-IC 2012 Tarragona
Separador
 
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
Separador
 
Abstracts y comunicaciones
Separador
Estructura y políticas de la comunicación
Políticas: Políticas de comunicación Europa
< volver
Separador
18/01/2012 | 17:00 - 19:00 | Aula 523
Modera: Ramón Zallo
Separador
García Leiva, María Trinidad

Política europea, comunicación y cultura: la incorporación discursiva de la creatividad

Comunicación y cultura han estado histórica y progresivamente divorciadas al interior de la política europea, además de ser consideradas fundamentalmente de modo mercantil (ver por ejemplo Schlesinger 1997 o Bustamante 2000), en un proceso que la denominada Estrategia de Lisboa no ha hecho más que reforzar desde el año 2000. Tal divorcio, perfectamente ilustrado en la existencia de diferentes Direcciones Generales ha conducido, a su vez, a la elaboración e implementación de políticas sin conexión que han alimentado la emergencia de distintos programas de acción con escasa o nula relación. En el caso de la política cultural los sucesivos Planes para la Cultura (2002-04, 2005-07 y 2008-10) han acompañado los Programas de Cultura 2000-06 y 2007-13, mientras que la política de comunicación ha obtenido su marco a través de la Comunicación i2010 que bebe de la iniciativa eEurope de 2000. De modo que si la esfera de la comunicación ha sido subsumida en una lógica técnico-industrial, otro tanto ha ocurrido con la cultura en relación con la agenda más amplia de la creatividad.
El objetivo es demostrar que desde el relanzamiento de la agenda de Lisboa en 2005 este divorcio entre las políticas comunicativas y culturales no sólo se ha profundizado sino que ha conducido a que la segunda siga los pasos de la primera. Si la Estrategia i2010 se centró desde su lanzamiento en la contribución que las TICs podían hacer al crecimiento económico, la Agenda Europea para la Cultura propuesta en 2007 define para el sector cultural el mismo objetivo que las políticas de medios y de sociedad de la información defienden para la economía y competitividad europeas: la cultura debe promoverse como un catalizador de la creatividad en el marco de la estrategia de Lisboa ya que tal posicionamiento contribuye al crecimiento y el empleo. El objetivo por tanto es analizar críticamente la Estrategia i2010 y la Agenda para la Cultura con la intención de ofrecer una mejor comprensión del rol que la política europea asigna actualmente a los campos de la comunicación y la cultura.
El argumento central es que el discurso oficial de la Unión ha encontrado en la noción de creatividad una herramienta adicional para domesticar a la cultura todavía más con el objetivo de reducirla de modo instrumental, como ha ocurrido ya con la comunicación, a mera fuente de ingresos. Si el uso de la palabra "creativas" para identificar las actividades tradicionalmente entendidas a partir de la noción de industrias culturales ha sido decisivo en lo que se señala y estudia como un pasaje conceptual e ideológico de las industrias culturales a las creativas (por ejemplo en Garnham 2005, Tremblay 2008 o Bustamante 2009), el objetivo de este escrito es partir precisamente de este debate para desvelar que la UE ha decidido abrazar el discurso “creatividad = innovación = crecimiento” y que la forma en la que el marco de las políticas europeas de cultura y comunicación ha evolucionado es prueba de ello.

Descargar comunicación completa (PDF)
Separador
Separador
Separador
Beceiro, Sagrario

Evolución de la legislación audiovisual en la Unión Europea en el entorno digital: los contenidos se independizan del soporte

1. Antecedentes: A finales de la década de los ochenta del pasado siglo, la aparición y extensión de las emisiones transfronterizas en Europa (radiodifusión vía satélite) pone en tela de juicio la soberanía de cada Estado sobre su sistema televisivo, al no poder controlar las emisiones que se hacían desde otros países. La televisión transfronteriza se convirtió en una realidad que, claramente, atentaba sobre el derecho de cada estado para establecer su propio ordenamiento en el ámbito televisivo. En este contexto, la política de la Unión Europea no debía, ni podía ser, la misma del sistema tradicional clásico de la televisión. Fruto de la nueva forma de entender el sector televisivo en Europa y ante la necesidad de establecer pautas básicas en el ámbito transnacional, nace la primera versión de la Directiva Televisión sin fronteras (89/552/EEC), el 3 de octubre de 1989, una norma de obligada trasposición a los Estados Miembros, destinada a lograr una armonización de la regulación europea en sus mínimos y, además, apoyar la construcción paulatina de un mercado audiovisual único europeo.
2. Objeto: Análisis de la historia y la evolución de la legislación audiovisual en la Unión Europea, su espíritu, principios y directrices y, en especial, la concepción del sector audiovisual, aquellas recomendaciones y límites relacionados con las cuotas de difusión y producción audiovisual europea, la publicidad y el patrocinio, la protección de los menores y el derecho de réplica. En concreto, se abordan los avances y/o cambios desde 1989, año en el que se aprueba la primera versión de la Directiva de Televisión sin Fronteras (TSF), hasta el año 2010 en el que la antigua Directiva TSF es derogada por la actual Directiva sobre Servicios de medios audiovisuales (SMA).
3. Metodología: Análisis comparativo entre las diferentes versiones de la Directiva TSF/SMA, comunicaciones y informes de la Comisión Europea.
4. Resultados: Desde la publicación, en el año 1989, de la primera Directiva Televisión sin fronteras (TSF) en Europa, la legislación sobre contenidos audiovisuales (programas y servicios) en el ámbito de la Unión Europea (UE) ha estado marcada por emergentes directrices políticas (liberalismo, desregulación y re-regulación) y avatares de la evolución del mercado. En la búsqueda del equilibrio legislativo, aspirando a no quedar demasiado rezagada ni adelantarse respecto a los acontecimientos del sector, la Directiva TSF ha sido modificada en tres ocasiones; en concreto, en el año 1997, en el año 2007 y en el año 2010. La última reforma del 2010 la convirtió en la actual Directiva sobre Servicios de medios audiovisuales (SMA) pero fue la revisión del año 2007 la que aportó un salto cualitativo en la concepción del sector audiovisual afecto por la Directiva, al abordarlo desde la perspectiva de la distribución y difusión de contenidos y servicios audiovisuales, sin distinción entre tecnologías y soportes.

Descargar comunicación completa (PDF)
Separador
Separador
Separador
Crusafon Baqués, Carmina

La Diversidad Cultural como base de la estrategia exterior de la Unión Europea: el caso de la política audiovisual

Antecedentes: La aprobación de la Convención de la Diversidad Cultural en 2005 supone el inicio de una nueva etapa en la defensa de la cultura a nivel global. Con este instrumento, la UNESCO ha retomado su protagonismo en el escenario internacional y en paralelo, el proceso de ratificación ya ha sido completado por 116 países. De esta forma, la Convención se convierte en uno de los elementos centrales de la estrategia de las políticas culturales y de comunicación, tanto supraestatales como nacionales, en la actualidad.
Objeto: La Unión Europea ha realizado una apuesta muy clara en su política exterior: convertirse en la gran defensora de la Diversidad Cultural a nivel global. Esta decisión de colocar la cultura en el eje de su acción exterior tiene un doble objetivo: primero, implementar la Convención en las políticas comunitarias de comunicación y culturales; y segundo, introducir en los acuerdos comerciales elementos particulares de defensa de la cultura (protocolos culturales). Partiendo de esta realidad, esta comunicación analizará la estrategia comunitaria en su doble vertiente a partir del caso de la política audiovisual. De esta forma, el análisis podrá profundizar en los vínculos entre la política audiovisual y la política comercial, convirtiéndose en un ejemplo actual del clásico debate entre cultura y comercio. Asimismo se pondrá atención en la relación entre las autoridades comunitarias, en especial, la Comisión Europea, y los Estados miembros, ya que en el ámbito de la cultura, la subsidiariedad ha sido la norma dominante, mientras que ahora parece que el protagonismo de la UE en este ámbito toma mayor importancia que el de los propios Estados. Por último, la comunicación se ocupará de señalar los obstáculos y retos a los que se puede enfrentar la UE en la puesta en marcha de esta política exterior basada en la defensa y promoción de la Diversidad Cultural.
Metodologia: La metodología se basará en la revisión de los documentos oficiales de la Unión Europea y la UNESCO, así como documentación de los países más activos en la defensa de la Diversidad Cultural (Francia y Canadá). Esta parte documental se completará con entrevistas a representantes de la Comisión Europea y la UNESCO.
Resultados: Esta comunicación presentará las evidencias de cómo la Unión Europea está basando su acción exterior en la defensa y promoción de la Diversidad Cultural para complementar su política comercial. Es decir, se mostrará cómo la política audiovisual y la política comercial van de la mano y utilizan la defensa de la Diversidad Cultural como instrumento para conseguir avances en el posicionamiento global de la UE, con un especial interés en los temas de comercio internacional.

Descargar comunicación completa (PDF)
Separador
Separador
Separador
Separador
 
Separador
Separador
  III Congreso Internacional de la Asociación Española de Investigación de la Comunicación
AE-IC 2012 Tarragona "Comunicación y riesgo"
info@aeic2012tarragona.org
ISBN 978-84-615-5678-6
 
Separador